El Espíritu Santo es nuestro maestro, nos enseña desde adentro. Deja que el Espíritu Santo te aconseje y te enseñe como vivir en este mundo.

Si escuchas la voz del mundo, vas a tener la mente del mundo, una mente carnal, lo cual te lleva a la muerte. Pero si te sintonizas con la voz del Espíritu de la Gracia, vivirás una vida en el espíritu. Y como dice la Biblia, tendrás vida y paz.

Así cuando el Espíritu de Dios te habla, lo hará a través de una pequeña voz que vendrá desde adentro, directamente desde tu corazón. Escúchalo y obedécelo. Así es como funciona, es muy sencillo. Confía en Él y recuerda que Él tiene los mejores planes y propósitos para ti.

De pronto, el Espíritu Santo te está revelando que elimines ciertas actividades de tu vida porque están tomando mucho tiempo y atención. O de pronto, te está diciendo que te levantes un poco más temprano para tener más dedicación al estudio de la Palabra o en oración. Sea lo que sea que te esté diciendo, si lo haces, serás más fuerte en tu espíritu.

No pierdas un momento más. ¡Si quieres un cambio, cambia!

Cómo Escuchar la Voz de Dios (Podcast)

Las referencias bíblicas del video son tomadas de la Nueva Traducción Viviente

1 Corintios 2:11. Nadie puede conocer los pensamientos de una persona excepto el propio espíritu de esa persona y nadie puede conocer los pensamientos de Dios excepto el propio Espíritu de Dios.

Juan 14:26. Sin embargo, cuando el Padre envíe al Abogado Defensor como mi representante —es decir, al Espíritu Santo—, él les enseñará todo y les recordará cada cosa que les he dicho.

Tito 2:11-12. Pues la gracia de Dios ya ha sido revelada, la cual trae salvación a todas las personas. Y se nos instruye a que nos apartemos de la vida mundana y de los placeres pecaminosos. En este mundo maligno, debemos vivir con sabiduría, justicia y devoción a Dios.

Mateo 28:19. Por lo tanto, vayan y hagan discípulos de todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.

Romanos 10:17. Así que la fe viene por oír, y el oír por la Palabra de Cristo.

Comentarios

comments